“Queremos que nuestros gatos acaben en hogares concienciados”

Asociación Katu CEStao

entrevista katu cestao
Entrevista a la asociación Katu CEStao
La asociación Katu CEStao realiza una importante labor de alimentación, asistencia veterinaria y control de la población de las colonias de gatos del municipio, además de gestionar adopciones
Asociación Katu CEStao

¿Cómo surgió la asociación Katu CEStao?
Nació por la necesidad que vimos de que en Sestao se realizara el método CES/CER con las colonias de gatos. Varios vecinos nos juntamos y decidimos constituir la asociación en mayo de 2020.

¿Qué labores realizáis?
Actualmente seguimos realizando el CER (Captura-Esterilización-Retorno) en varios puntos de Sestao. También damos asistencia veterinaria a aquellos animales que nos informan que están en mal estado (el último ha sido Bizirik, recogido en la calle 25 de diciembre). Fuimos avisados por una vecina e inmediatamente lo cogimos. Se le dio asistencia veterinaria y estuvo ingresado una semana, aunque finalmente no sobrevivió. Además, gestionamos adopciones de gatos y supervisamos puntos de alimentación en el pueblo. En varias colonias se han prescindido de los alimentadores que estaban y somos nosotros quienes los alimentamos. Somos un grupo pequeño de voluntarios y nos organizamos entre nosotros.

¿Cuál es la situación de las colonias de gatos actualmente en Sestao?
En algunas zonas se ha podido esterilizar a todos los ejemplares, como en Kueto o en Ángela Figuera, y en otras es complicado porque tenemos muchos gatos que vienen de huertas. A día de hoy ninguna colonia tiene un punto de alimentación adecuado (caseta, tolvas, señalización, etc.), pero en Markonzaga les hemos puesto casitas hechas de poliespan que usan a diario para, de alguna manera, resguardase del frío y de la lluvia.

¿Qué motivaciones os llevan a realizar esta labor voluntaria?
Ayudar a los animales que están desamparados es algo que hacemos porque vemos claramente la necesidad que hay de que se les ayude, ya que en muchos casos son invisibles a la vista de algunas personas. En el momento en el que sacamos a un gato callejero de la calle o le soltamos después de ser tratado durante meses en el veterinario, sentimos una gran satisfacción de haber realizado bien las cosas y poder darles una segunda oportunidad, bien en una casa o bien en la colonia donde vivían.

Hace unos meses firmasteis un convenio con el Ayuntamiento, ¿en qué consiste y qué importancia le dais a esta colaboración?
El convenio supuso tener un dinero para CER y otro para hospitalización, aunque dadas las circunstancias que hemos vivido, se nos ha quedado corto, pero no por eso se ha dejado de actuar en las urgencias que siguen apareciendo, como es el caso de Bizirik u otros muchos. Estamos trabajando para conseguir una relación aún más fluida con el Ayuntamiento. 

¿Qué otras formas utilizáis para recaudar fondos?
Tenemos un teaming en el que, por un euro al mes, puede ayudarnos la gente. También realizamos mercadillos de segunda mano, huchas en comercios y bares de Sestao, lotería de Navidad y, este año, también hemos sacado a la venta unos calendarios de 2022.

¿Cuál es el procedimiento que debe seguir un vecino cuando se encuentre un gato callejero?
En primer lugar, llamar a la Policía Municipal y ellos se ponen en contacto con nosotros, pero hay veces que los vecinos nos llaman a nosotros directamente. Si es un gato enfermo o herido lo llevamos al veterinario. Aun así, siempre animamos a las personas que se encuentran un gato a que puedan ser casa de acogida.

En cuanto a la adopción de gatos, ¿cómo es el procedimiento que realizáis?
Tenemos varios gatos en adopción. Las personas interesadas nos llaman, se les hacen unas preguntas y se les comenta un poco cómo es nuestra manera de trabajar. Para nosotros es fundamental que nuestros gatos acaben en hogares concienciados y, sobre todo, que miren por su seguridad.

Se acerca la Navidad, una fecha en la que, en ocasiones, se regalan mascotas, ¿qué aspectos os gustaría hacer llegar a los vecinos en este sentido?
Creemos que un animal no debería ser un regalo. Y, por otro lado, debemos de pensar si vamos a ser capaces de darle lo que necesita (visitas a veterinario, comida de calidad, problemas que puedan surgir, etc.). Los gatos tienen una media de edad de 13-16 años. Antes de adquirirlo debemos hacernos la pregunta de si seremos responsables de ellos todo este tiempo. 

Asociación Katu CEStao
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad